CULTURA VOCACIONAL

Previous Image
Next Image

info heading

info content

Inmersas en el dinamismo evangelizador de la Iglesia, las Misioneras del Divino Maestro evocamos la palabra del Maestro, incrustada en la entraña de nuestro carisma, en el corazón de nuestra Congregación, marcada por un profundo ardor apostólico: «ID»

Hoy nos hacemos presentes con oídos de discípulas ante el Maestro, urgidas a afrontar el reto de la Nueva Evangelización lanzado por la Iglesia, y desde la llamada del Capítulo General XI «Educar evangelizando hoy» que tiene como eje transversal de nuestra vida espiritual, fraterna y apostólica la «Cultura Vocacional»

Se trata de mirar con ojos nuevos el mundo precioso y los campos de mies actuales y reconocer en ellos como el Divino Maestro nos dice otra vez:

“Id y enseñad”   “Id y haced discípulos”    

Y desde allí fomentar la cultura vocacional.

Urge hoy, crear una cultura vocacional que sea capaz de traspasar el marco de la comunidad creyente para impregnar la cultura.

Es necesario hacer referencia entre otros valores un tanto olvidados en nuestros días a: la gratuidad, la apertura a lo trascendente, el preguntarse por la vida…

La Escuela es uno de los lugares pedagógicos para la animación vocacional de toda la comunidad educativa.

Queremos dar respuesta a esta urgencia de promover la cultura vocacional, cuya finalidad, es el nacimiento del sujeto vocacional; creyentes que vivan conscientes su vocación personal y se sientan responsables de las demás vocaciones.

Una vez presentado el Plan “Creando Cultura Vocacional” a la Congregación de Misioneras del Divino Maestro, a los Cooperadores Seglares del Divino Maestro y Comunidades Educativas, hacemos partícipes a todas las Hermanas y Miembros de nuestra Familia Divino Maestro del BLOG “Creando Cultura Vocacional”, que nos va a permitir: Comunicarnos, poner en común la Planificación para impulsar la Cultura Vocacional 2014-2015 de todas las Zonas, opinar, crear lazos, subsidios, ayudas multimedias: vídeos,música, power point, celebraciones, etc.

Ponemos en el corazón de la Madre Inmaculada nuestras iniciativas, inquietudes, planificaciones, para que Ella las presente al Dueño de la mies y se obtenga una buena cosecha en bien del Reino de Dios, la Iglesia y la Congregación.

Gobierno General

Misioneras del Divino Maestro. Junio 2014

 

Anunciamos el Reino de Dios